Consejos a mi hijo que se casa

¡¡No sabéis qué feliz estoy!! Perico, mi hijo mayor, se casa el mes que viene con María. A sus 27 años recién cumplidos se dirán un SÍ para siempre, hasta que la muerte los separe. En pocos días se irá de casa para formar su propio hogar. Hemos de educar a nuestros hijos para que se puedan ir de casa y asumir las responsabilidades del matrimonio. En casa todos sus hermanos están muy contentos: por la boda, por la fiesta, porque si Dios quiere vendrán pronto sobrinos… Lolita ya ha empezado a hablar con María sobre qué nombre le gustaría poner a sus bebés cuando lleguen. Imaginaos la juerga que se está montando entre tantos hermanos. Y todos opinando claro.

Son momentos de tomar muchas decisiones. Ellos han hecho un curso pre-matrimonial de 8 sesiones con otras parejas. Les ha dado la oportunidad de hablar de muchos temas guiados por otros matrimonios con más experiencia. De hecho, una pareja ha roto pues han visto que no eran el uno para el otro para toda la vida.

Qué apasionante empezar tu vida matrimonial junto a la persona que has escogido. El matrimonio es ayuda mutua, es darse al otro, es exigirse con cariño, es ayudarse a crecer… es amor. Recuerdo cuando mi marido me exigía, porque quería que fuera mejor. Me decía “tienes que ser más cariñosa, a veces cuando das órdenes parece que ladras”. Todos tenemos algo que mejorar. Ayuda mutua. Cada uno tiene el matrimonio que quiere. Se trabaja poco a poco. Es difícil cambiar los defectos. Pero con paciencia sí se puede. Y nunca hay que tirar la toalla. Y aunque estemos cansados de tirar del carro del matrimonio, no desfallecer… Yo recomiendo lo que hacía con mi marido: nos íbamos cada año a pasar un finde fuera a coger fuerzas y salir de las rutinas.

Por las mañanas Chema me daba un beso de buenos días y otro por la noche. Si habíamos discutido por algo, era el momento de perdonarnos. Casi nunca nos acostábamos sin pedirnos perdón.

No podemos hablar mal de nuestro cónyuge. Los trapos sucios se lavan en casa. No se airean por la calle… Tenemos que aprender a decirnos las cosas a la cara y a solas, buscando el mejor momento. A lo mejor en una cena romántica acompañados de un buen vino.

View this post on Instagram

Me habéis preguntado si dormíamos por la noche. Siempre teníamos algún bebé 🍼 que le salían los dientes, o que tenía una mala noche, pesadillas, quiero un vaso de agua, tengo miedo… Con mi marido pactamos que el que lo oyera se levantaba. Aunque él solía levantarse más que yo pues yo agotada del día y embarazada ni los oía .. Los niños con problemas de corazón no podían llorar mucho por el esfuerzo que hacía su cuerpo, así que teníamos que estar muy pendientes. Había noches que nos habíamos levantado muchas veces. Y al día siguiente a trabajar. Tengo que deciros que si se os da la oportunidad, es mejor tener los hijos jóvenes pues aguantas mejor al día siguiente. Los días de no dormir 🛏 pasan rápido y luego tienes unos hijos para siempre, para siempre. Por si queréis saber más, en mi libro, el capítulo 19 se titula “¿Podemos dormir toda l noche seguida?” Allí os doy algunos tips❤️ Cual es vuestro récord de levantaros por la noche?😘❤️

A post shared by Rosa Pich & family (@comoserfelizconunodostreshijos) on

Se casan para quererse, sin poner límites al amor. Y como los que me habéis oído siempre en mis conferencias, ¿qué digo? En la cama de papá y mamá no se mete nadie. O sea que en sus cosas yo tampoco.

En el matrimonio se rompen las matemáticas. Donde uno más uno eran dos ahora resulta que son tres, pues el amor es tan enriquecedor que de dos personas, de la unión de dos cuerpos, nace una tercera persona sumando tres.

View this post on Instagram

He pensado iros poniendo mis experiencias cuando mis hijos eran pequeños. Que problemas iba teniendo y como los íbamos solucionando. Empezaré con mis primeros años de matrimonio. Al principio se me hizo difícil la casa 🏡 No había cocinado nunca y llevar una despensa me superaba. Ahora a mis hijos les he enseñado a cocinar 🍳 desde pequeños y disfrutan mucho. También nos costaba ponernos de acuerdo. Mi marido estaba acostumbrado a mandar y yo también. Así que alguien tenía que ceder. Los dos veníamos de familias numerosas pero habíamos sido educados de diferente manera. Discutíamos la mejor manera de proceder hasta llegar un acuerdo. Había muy buena intención y mucho amor ❤️pero había diferencias que teníamos que hablar… Chema me decía “ No soy adivino, si quiera algo pídemelo “ Los primeros años fueron apasionantes. Siempre mirando a un futuro esperanzador . Como han sido vuestros primeros años de matrimonio? 😘❤️🌎

A post shared by Rosa Pich & family (@comoserfelizconunodostreshijos) on

A ver cuándo viene el primer hijo. Aún recuerdo que cuando me casé solo teníamos la cama y una pequeña mesa en la cocina. Llegué del viaje de novios mareada, así que íbamos llenando la casa de niños y de muebles poco a poco.

Empiezan una nueva aventura. ¡A soñar en grande! Claro que vendrán contradicciones y problemas. Pero esto les ayudará a crecer y a coger experiencia de cómo afrontarse a ellos. Qué ilusión que se casen, de verdad. ¡Felicidades y que seáis muy felices en esta nueva etapa de vuestra vida! Creo que os ayudará el rezar juntos el rosario, como solemos hacer en casa. Como buenos filósofos ya lo sabréis, pero no descuidéis ni el cuerpo ni el espíritu, pues somos cuerpo y alma.

Un comentario sobre “Consejos a mi hijo que se casa

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Allende mis pensamientos

Leo, luego pienso. Pienso, luego escribo.

Familiarmente

Ser y vivir en clave de familia

Rosa妳的秘訣是什麼?

如何能幸福的擁有1、2、3個......孩子

Rosa, What's Your Secret?

Raising a Large Family with Love

A %d blogueros les gusta esto: